Pese a los altos índices de contagio en EE.UU., los inversores han prestado mucha atención a las prometedoras vacunas COVID-19 que varias empresas ya ensayan con aparente éxito inicial.

NUEVA YORK – – Wall Street ganó terreno el lunes y el repunte de las acciones tecnológicas llevaron al Nasdaq a un récord de cierre, ya que los prometedores resultados de ensayos de posibles vacunas COVID-19 ayudaron a los inversores a mirar más allá de la espiral de nuevos casos de la enfermedad.

El Promedio Industrial Dow Jones aumentó 8,92 puntos, o 0,03%, a 26.680,87, el S&P 500 ganó 27,11 puntos, o 0,84%, a 3.251,84 y el Nasdaq Composite agregó 263,90 puntos, o 2,51%, a 10.767,09.

En conjunto, los analistas ahora esperan que las ganancias del segundo trimestre del S&P 500 hayan caído 43.2% año con año, según Refinitiv.

Amazon.com Inc y Microsoft Corp proporcionaron los mayores aumentos al Nasdaq y al S&P 500, pero los activos industriales se retiraron, limitando las ganancias del Dow Jones.

Las muertes por Covid en Estados Unidos pasaron la marca de 140.000 durante el fin de semana, ya que los casos continuaron aumentando en 42 de los 50 estados.

«Los desarrollos en COVID, positivos o negativos, se han convertido en el nuevo desencadenante binario de riesgo activado/desactivado para el mercado», dijo Joseph Sroka, director de inversiones de NovaPoint en Atlanta. «Hace un año era comercio».

Latinoamérica en altibajos

El peso mexicano ganó bastante y la bolsa cerró plana tras una sesión de altibajos en medio de esperanzas de que la Unión Europea acuerde un fondo de recuperación que ayude a revivir a las economías del bloque golpeadas por la pandemia, mientras se mantienen temores por un aumento de los casos de coronavirus.

La divisa mexicana cotizaba en 22.4828 por dólar cerca del cierre de la jornada, con una ganancia del 0,25% frente a las 22.54 unidades del precio de referencia de Reuters del viernes.

En el mercado de deuda, el rendimiento del bono a 10 años subió dos puntos base a 5,84%, mientras que la tasa a 20 años sumó cuatro, a 6,70%.

En tanto, los bonos argentinos cayeron el lunes cuando los tres principales grupos de acreedores de anunciaron que remitieron una nueva oferta conjunta de reestructuración de deuda al país, ya que no apoyan la última propuesta del Gobierno.

Tras conocerse la nueva oferta, los títulos públicos apenas profundizaron las pérdidas del día.

Las dos partes están negociando para lograr un acuerdo antes de la fecha límite del 4 de agosto para reestructurar cerca de 65.000 millones de dólares en deuda bajo legislación extranjera y evitar un engorroso litigio judicial luego de que Argentina cayera en default en mayo, en medio de una prolongada recesión.

Los bonos en la plaza extrabursátil local mostraron una merma promedio del 0,5%, ante selectivos reacomodamientos de precios por toma de ganancias en emisiones nominadas en dólares.

El riesgo país de Argentina, medido por el banco JP.Morgan, subía 30 unidades a 2.389 puntos.

El peso interbancario cayó un 0,25% a un renovado piso histórico de 71.65/71.66 por dólar con la participación del banco central.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here