CARACAS – Venezuela cerró su segunda Semana Santa en pandemia y con restricciones e inicia otra jornada en cuarentena, en medio de un repunte de casos positivos de COVID-19.

“Mantenemos la cuarenta radical estos siete días que vienen, necesario. Ya vendrán los días del (método) 7+7, ya vendrán nuevamente, pero sin lugar a duda necesitamos radicalizar la cuarentena para ver resultados”, indicó este domingo (4 de abril) el presidente Nicolás Maduro.

Desde el año pasado, el oficialismo implementó lo que llamó el método “7+7”, que consiste en una semana de flexibilización y mayor apertura de la economía y otra de cuarentena.

El país reportó oficialmente el sábado (3 de abril) 1.607 contagios nuevos y el domingo 1.786, ambos días números récord, según datos del Ministerio de Salud. Igualmente se reportaron 18 fallecidos por el virus el sábado y otros 15 el domingo.

“Hoy (domingo) hemos tocado pico en el número de contagio. Ayer (sábado) tocamos pico en el número de fallecidos en un día, 18”, explicó Maduro.

El oficialismo argumenta que el aumento de casos se debe a la “expansión” de la variante brasileña, detectada a inicios de marzo.

La oposición ha cuestionado el manejo de la pandemia por parte gobierno de Maduro y aboga por la adquisición de vacunas para un plan de vacunación “que permita salvar vidas”.

La nación suramericana registra oficialmente hasta el momento un total de 166.123 casos positivos y 1.662 fallecidos.

Redacción: Voz de América.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here