Un puñado de tormentas tropicales superpoderosas en la última década y la perspectiva de que haya más en el futuro hacen que un par de expertos propongan una nueva categoría de huracanes enormes: Categoría 6.

Los estudios han demostrado que las tormentas tropicales más fuertes se están volviendo más intensas debido al cambio climático y algunos consideran que la tradicional escala de Saffir-Simpson de cinco categorías, desarrollada hace más de 50 años, puede no mostrar el verdadero poder de las tormentas más poderosas, sugirieron el lunes dos científicos del clima en un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS).

Proponen una sexta categoría para tormentas con vientos que superen los 309 kpm (192 mph).

Actualmente, las tormentas con vientos de 252 kilómetros por hora o más son de categoría 5. Los autores del estudio dijeron que la agrupación abierta no advierte a la gente lo suficiente sobre los mayores peligros de las tormentas monstruosas que coquetean con 322 kilómetros por hora o más.

Varios expertos dijeron a AP que no creen que sea necesaria otra categoría y plantearon que eso podría dar una señal equivocada al público, porque se basa en la velocidad del viento, mientras que el agua es, con creces, el factor más mortal de los huracanes.

Desde 2013, cinco tormentas, todas en el Pacífico, tuvieron vientos de 309 kilómetros por hora o más, que las habrían colocado en la nueva categoría, y dos de ellas azotaron Filipinas.

A medida que el mundo se calienta, las condiciones se vuelven más propicias para tormentas tan enormes, incluso en el Golfo de México, donde muchas tormentas que azotan a Estados Unidos se vuelven más fuertes, dijeron los autores del estudio.

«El cambio climático está empeorando las peores tormentas», afirmó el autor principal del estudio, Michael Wehner, científico climático del Laboratorio Nacional Lawrence Berkley.

No es que haya más tormentas a causa del cambio climático. Pero las más fuertes son más intensas. La proporción de huracanes grandes entre todas las tormentas está aumentando y se debe a que los océanos están más cálidos, dijo Brian McNoldy, investigador de huracanes de la Universidad de Miami, que no formó parte de la investigación.

De vez en cuando, los expertos han propuesto una categoría 6, especialmente desde que el tifón Haiyan alcanzó velocidades de viento de 315 kph sobre el Pacífico abierto. Pero Haiyan «no parece ser un caso aislado», según el estudio.

Las tormentas con suficiente velocidad del viento se denominan huracanes si se forman al este de la línea de cambio de fecha internacional y tifones si se forman al oeste de la línea de cambio de fecha. Se les conoce como ciclones en el Océano Índico y Australia.

Eventos destructores

Las cinco tormentas con vientos de 309 kpm o más fueron:

Haiyan de 2013, que mató a más de 6.300 personas en Filipinas.
El huracán Patricia de 2015, que alcanzó 346 kph antes de debilitarse y golpear Jalisco, México.
El tifón Meranti de 2016, que alcanzó los 315 kph antes de bordear Filipinas y Taiwán y tocar tierra en China.
El tifón Goni de 2020, que alcanzó los 315 kmh antes de matar a decenas de personas en Filipinas como una tormenta más débil.
El tifón Surigae de 2021, que también alcanzó los 315 km/h antes de debilitarse y rodear varias partes de Asia y Rusia.

Si el mundo se atiene a sólo cinco categorías de tormentas “a medida que estas tormentas se vuelven cada vez más fuertes, se subestimará cada vez más el riesgo potencial”, dijo el coautor del estudio Jim Kossin, ex investigador de clima y huracanes de la NOAA que ahora trabaja en la First Street Foundation.

Las tormentas del Pacífico son más fuertes porque hay menos tierra que las debilite y más espacio para que las tormentas se vuelvan más intensas, a diferencia del Golfo de México y el Caribe, dijo Kossin.

Redacción: Voz de América.