Los esfuerzos para reducir las tensiones a lo largo de la frontera entre Rusia y Ucrania se trasladan el jueves a Viena a una reunión del Consejo Permanente de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE).

La sesión sigue a una reunión bilateral entre Rusia y Estados Unidos en Ginebra el lunes y conversaciones el miércoles en Bruselas entre Rusia y la OTAN.

El portavoz del Departamento de Estado de EE. UU., Ned Price, dijo a los periodistas que después de la reunión del jueves, las partes involucradas reflexionarían sobre las discusiones y “determinarían los próximos pasos apropiados”.

Price dijo el miércoles que Estados Unidos espera que las delegaciones rusas en los tres conjuntos de reuniones “tengan que informar al presidente [ruso] [Vladimir] Putin, de quien todos esperamos que elija la paz y la seguridad, sabiendo que somos sinceros y que somos firmes cuando decimos que preferimos el curso de la diplomacia y el diálogo”.

Estados Unidos y sus aliados de la OTAN han instado a Rusia a reducir las tensiones y a que la situación se resuelva diplomáticamente, y el miércoles ofreció ideas de acciones recíprocas para reducir riesgos, mejorar la transparencia y la comunicación y el control de armas.

La vicesecretaria de Estado de Estados Unidos, Wendy Sherman, quien encabezó la delegación de Estados Unidos en Bruselas, dijo que la reunión entre la OTAN y Rusia terminó con “un desafío sobrio” para que Moscú reduzca las tensiones y “elija el camino de la diplomacia, para continuar participando en relaciones honestas y recíprocas” para que juntos identifiquemos soluciones que mejoren la seguridad de todos”, durante una conferencia de prensa.

Después de la reunión de casi cuatro horas el miércoles, Sherman dijo que “no hubo compromiso de reducir la escalada, ni hubo una declaración de que no la habría”.

Agregó que Rusia escuchó en voz alta y clara que es muy difícil tener diplomacia cuando 100.000 de sus soldados se concentran a lo largo de la frontera con Ucrania y mientras se realizan ejercicios con fuego real.

El presidente ruso, Vladimir Putin, asiste a una reunión del gabinete a través de una videoconferencia en el Kremlin en Moscú, Rusia, el 12 de enero de 2022.
El presidente ruso, Vladimir Putin, asiste a una reunión del gabinete a través de una videoconferencia en el Kremlin en Moscú, Rusia, el 12 de enero de 2022.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, dijo que ha propuesto la idea de una serie de reuniones con Rusia, que pidió tiempo para volver con una respuesta.

“Los aliados de la OTAN están listos para entablar un diálogo con Rusia, pero no comprometeremos los principios fundamentales, no comprometeremos la soberanía y la integridad territorial de todas las naciones de Europa”, dijo Stoltenberg a los periodistas en Bruselas.

Rusia ha buscado garantías de seguridad como la retirada de las tropas y el equipo militar de la OTAN de los países fronterizos con Rusia y la limitación de la expansión de la alianza de 30 miembros de la OTAN. También ha negado que tenga planes de invadir Ucrania.

El viceministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Alexander Grushko, dijo a los periodistas el miércoles que las discusiones con la OTAN fueron profundas y sustantivas, pero dijo que Rusia no considera seriamente a la OTAN como una alianza defensiva que no representa una amenaza para Rusia.

“Si la OTAN opta por la política de disuasión, responderemos con una política de contradisuasión”, dijo Grushko. “Si se convierte en intimidación, responderemos con contraintimidación. Si busca vulnerabilidades en el sistema de defensa de Rusia, buscaremos las vulnerabilidades de la OTAN. No es nuestra elección, pero no tenemos otras opciones si no anulamos este curso actual de eventos muy peligroso”.

Mientras tanto, el presidente de Ucrania, Volodymyr Zelenskiy, propuso una nueva cumbre internacional para poner fin a la crisis.

“Es hora de acordar de manera sustantiva el fin del conflicto y estamos listos para tomar las decisiones necesarias durante una nueva cumbre de los líderes de los cuatro países”, dijo Zelenskiy el martes en un comunicado luego de una reunión con diplomáticos europeos.

En Washington, los legisladores demócratas propusieron el miércoles un paquete integral de sanciones para disuadir a Rusia de una mayor agresión.

La Ley de Defensa de la Soberanía de Ucrania de 2022 impondría sanciones paralizantes al sector bancario ruso y a altos funcionarios militares y gubernamentales si Putin intensifica las acciones hostiles contra Ucrania.

El presidente de EE. UU., Joe Biden, descartó una confrontación militar con Rusia en caso de que decida atacar Ucrania, pero dijo que EE. UU. y sus aliados impondrían importantes sanciones económicas si Rusia invade.

[Parte de la información para este informe proviene de The Associated Press y Reuters]

Redacción: Voz de América.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here