Hiroshima conmemoró este viernes el 76 aniversario de la primera bomba atómica con nuevos llamados a los líderes mundiales a eliminar las armas nucleares.

Es un llamado que se proclama cada año al recordar la devastación que sufrió esa ciudad japonesa el 6 de agosto de 1945, cuando Estados Unidos lanzó la primera de dos bombas atómicas en los días finales de la Segunda Guerra Mundial.

En esta ocasión, sin embargo, el alcalde de Hiroshima, Kazumi Matsui, exhortó a los líderes mundiales a abordar el desarme nuclear con el mismo empeño que han salido a combatir la pandemia del COVID-19 como una “amenaza para la humanidad”.

“Las armas nucleares, desarrolladas para ganar guerras, son una amenaza de aniquilación total que podríamos eliminar si todas las naciones trabajan entre sí”, dijo Matsui.

La ceremonia de este año reunió a pocos sobrevivientes, familiares y dignatarios en el Parque Conmemorativo de la Paz de Hiroshima debido a un repunte de la pandemia en Japón, y el acto fue trasmitido en línea, al igual que en 2020.

Los asistentes, muchos vestidos de negro y con máscaras negras, oraron en silencio al llegar las 8:15 de la mañana, la hora en que estalló la bomba.

The general view shows the Hiroshima Peace Memorial Park in Hiroshima on August 6, 2021, following the annual ceremony to…
La vista general muestra el Parque Conmemorativo de la Paz de Hiroshima en Hiroshima el 6 de agosto de 2021, luego de la ceremonia anual para recordar a las víctimas en el 76 aniversario del primer ataque con bomba atómica del mundo.

Matsui nuevamente llamó a Tokio a firmar y ratificar el tratado de prohibición de armas nucleares de Naciones Unidas adoptado en 2017, cuya negativa ha incomodado a los pocos sobrevivientes de la primera bomba atómica.

El primer ministro japonés, Yoshihide Suga, no mencionó el tratado en su discurso de este jueves y dijo en una conferencia de prensa posterior que no tiene intenciones de firmarlo.

“El tratado carece del apoyo de los estados con armas nucleares como Estados Unidos y también de los países que no las tienen”, dijo Suga. “Lo que se necesita es que se apruebe algo que promueva realísticamente el desarme nuclear”.

Matsui había pedido también al presidente del Comité Olímpico Internacional, Thomas Bach, que se hiciera un minuto de silencio este viernes a las 8:15 de la mañana en las competencias de los Juegos Olímpicos de Tokio como recordación de la fecha.

Sin embargo, los organizadores dijeron que tienen previsto honrar a las víctimas de la bomba atómica en la ceremonia de clausura del domingo.

El ataque de Hiroshima, que dejó alrededor de 140.000 víctimas, fue seguido tres días después con el lanzamiento de otra bomba atómica en la ciudad de Nagasaki, que mató a más de 70.000 personas,

Después de este bombardeo, Japón accedió a una rendición incondicional a las fuerzas aliadas el 15 de agosto de 1945, que puso fin a la guerra y a medio siglo de agresiones japonesas en Asia.

[Con información de AP y AFP]

Redacción: Voz de América.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here