WASHIGNTON – El principal especialista en enfermedades infecciosas de Estados Unidos, Anthony Fauci, hizo sonar nuevas alarmas el domingo sobre el repunte de casos de coronavirus en el país, especialmente en regiones donde las personas se han resistido a vacunarse a pesar de la rápida propagación de la variante delta.

“Vamos en la dirección equivocada”, dijo Fauci a CNN. “Cincuenta por ciento del país no está vacunado y eso es un problema”. Fauci afirmó que “nos estamos poniendo todos en peligro”.

En Estados Unidos, las hospitalizaciones y las muertes están muy por debajo de las cifras observadas en el invierno, pero el número de nuevas infecciones ha estado aumentando agudamente en partes del país donde el escepticismo sobre la necesidad de vacunarse, la seguridad de las vacunas y la resistencia a las sugerencias del gobierno de inocularse siguen siendo poderosos.

Más de 51.000 nuevas infecciones se registraron en Estados Unidos el sábado, un incremento del 172% sobre el total de hace dos semanas, y más de 250 muertes están ocurriendo diariamente.

El gobierno dice que más de 162 millones de estadounidenses están completamente vacunados, lo que corresponde al 49% del país y casi el 60% de los adultos.

Por otro lado, las encuestas reflejan que hasta el 80% de los no vacunados dicen que no se van a vacunar o no es probable que lo hagan a pesar de la insistencia de las autoridades.

Muchos políticos conservadores que anteriormente adoptaron una actitud de cautela hacia las vacunas o dijeron que inocularse era una decisión personal ahora están expresando frustración con los que no se vacunan.

La gobernadora republicana de Alabama, Kay Ivey, dijo la semana pasada que los no vacunados “están escogiendo un estilo de vida horrible”.

La gobernadora de Alabama, Kay Ivey, firmó el miércoles 15 de mayo de 2019 una ley sobre el aborto, que está entre las más restrictivas de todo EE.UU.
ARCHIVO – La gobernadora de Alabama, Kay Ivey, firmó el 15 de mayo de 2019 una ley sobre el aborto, que está entre las más restrictivas de todo EE.UU.

Otro gobernador republicano, Asa Hutchinson, de Arkansas, lleva tiempo alentando a la población a vacunarse, pero su estado sigue siendo uno de los de tasas más bajas de inoculación. Dos adolescentes murieron de COVID-19 en Arkansas este mes.

“Esas son alarmas”, dijo Hutchinson a CNN, aunque reconoció que la “resistencia (a las inoculaciones) se ha fortalecido”.

No obstante, el gobernador expresó optimismo en que los no vacunados cambien de parecer.

“La gente puede cambian su resistencia. En eso debemos concentrarnos”, dijo.

Fauci dijo que los vacunados están “altamente protegidos”, incluso contra la variante delta, pero a pesar de ello el ritmo de las vacunaciones en Estados Unidos ha caído en más de un 80% desde mediados de abril.

Algunas ciudades, como Los Ángeles en el oeste y San Luis, en el centro del país, han impuesto nuevas órdenes de usar máscaras en espacio públicos cerrados, incluso para los vacunados, y otras ciudades están considerando directivas similares.

Redacción: Voz de América.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here