Entre las diversas propuestas del gobierno del presidente de Colombia, Gustavo Petro, está la reforma de las pensiones con la que pretende implementar un sistema mixto. Su objetivo es que los sectores público y privado cooperen a fin de lograr una mayor cobertura que garantice a todos los colombianos una «vejez digna».

La intención del mandatario es que los dos regímenes existentes en Colombia, el privado de las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) y el público, la Administradora Colombiana de Pensiones Colpensiones, no compitan sino que se complementen.

El ministerio de Trabajo del país suramericano presentó el miércoles la reforma integral del sistema de protección a la vejez e instaló la subcomisión tripartita que trabajará en el proyecto de ley, que según el gobierno se presentará en el primer semestre del 2023. Además, presentó un documento que traza el camino para la implementación de la misma.

¿Cuál es el objetivo de la reforma?

La ministra del Trabajo, Gloria Inés Ramírez, dijo el miércoles que se trata de «una reforma estructural, no es una reforma paramétrica».

Y enfatizó en que lo que el gobierno busca «es cómo generar mayor cobertura, para que todos los adultos mayores que hoy están por fuera de la posibilidad de tener una vejez digna, tengan unos elementos que les permitan, a través del apoyo del Estado, liberar sus recursos y así potenciar una vejez con dignidad y que no vivan de la caridad de sus familias”.

El viceministro encargado de Empleo y Pensiones, Juan Carlos Hernández, agregó que “la reforma está pensada en la solidaridad y con enfoque en los derechos, no en la rentabilidad económica en donde la dignidad del adulto mayor debe ser protegida por el sistema dándole un ingreso solidario y universal a la población”.

¿En qué está basada la reforma?

Según el Ministerio del Trabajo, la reforma pensional propuesta, que se discutirá en la subcomisión, está basada en tres pilares:

  1. Solidario: con una renta básica correspondiente a medio salario mínimo legal vigente y que cobijará a las personas que no alcanzan a obtener una pensión.
  2. Contributivo: para las personas que devengan hasta cuatro salarios mínimos y harán sus aportes obligatorios al régimen de prima media administrado por Colpensiones.
  3. Complementario: para personas que tienen ingresos por encima de los cuatro salarios mínimos que hacen aportes adicionales al régimen de ahorro Individual de las administradoras de fondos de pensiones y de cesantías (AFP).

¿Qué propone Petro?

El mandatario colombiano señaló en Twitter, que la propuesta estaba basada en “un régimen de pilares, creado en Holanda con éxito y acogido por el Banco Mundial y Fedesarrollo”.

“El régimen de pilares hace complementario y no competitivo el sistema de fondos privados con el público”, agregó. Es decir, que tanto las AFP como Colpensiones se complementen.

Según planteó el presidente en su plan de gobierno, “toda persona trabajadora, incluyendo las de mayores ingresos, cotizarán de manera obligatoria a Colpensiones una suma calculada sobre la base de uno a cuatro SMLV (Salario Mínimo Vigente), lo que asegurará una pensión básica bajo el régimen de prima media».

Las personas cuyos ingresos sean superiores a cuatro SMLV, agrega, decidirán libremente dónde cotizar el excedente, allí es donde entran a participar las AFP.

El Jefe de Estado a través de Twitter dijo durante la campaña presidencial que “la ley establecerá que, a partir de su fecha de transición, la cotización se determinará entre el fondo público y el privado” y que será decisión de los cotizantes el mover -o no- su acumulado de ahorro en el fondo privado «para conmutarlo por pensión en el público».

Explicó además que el fondo Colpensiones «con las cotizaciones hasta cuatro salarios mínimos como ingreso base de la cotización, gastará esos recursos, primero en el pago de pensiones de los actuales pensionados». El mandatario ha dicho que todo ello sin afectar sus derechos adquiridos.

Petro señaló que unos 20 billones de pesos anuales (unos 4.000 dólares) de cotizaciones de fondos privados, «pasarán a pagar directamente los actuales pensionados de Colpensiones», disminuyendo la transferencia del presupuesto de este fondo público en 18 billones de pesos (unos 3.700 dólares) anuales.

Con la disminución de la transferencia, agregó, se podrá financiar un bono pensional a las personas de la tercera edad que no tienen pensión.

De esta manera, sostiene que no solo se pagará la pensión futura de los actuales cotizantes, garantizándoles el monto de su pensión, sino las pensiones actuales sin sacrificar derechos adquiridos.

¿Cuál es la posición de Colombia a nivel mundial?

Según el más reciente Índice Global de Pensiones de Mercer CFA Institute 2022, Colombia se ubica en la posición 21, con un puntaje de 63,2, detrás Uruguay (71,5), Canadá (70,6) Chile (68,3) y Estados Unidos (63,9).

En cuanto al Institute Global Pension Index, ocupó la casilla 25 con un ponderado de 58,4, mejorando su calificación con respecto al 2021. No obstante, temas de sostenibilidad y cobertura.

Por su parte, el ranking del Índice Global de Jubilación 2022 (GRI) indicó un descenso de Colombia en cuanto la seguridad en la jubilación, pasando del puesto 42 al 44, con una puntuación de 34 %, por debajo de 45 % en 2021, empeorando así las condiciones para jubilarse.

Redacción: Voz de América.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here