El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo el lunes en una declaración que apoya al pueblo cubano y su clamor por la libertad, en la primera reacción oficial del gobierno estadounidense desde las protestas que sacudieron a Cuba el domingo.

Las protestas masivas, de un extremo a otro de la isla, son las primeras en décadas y ocurren en el contexto de una crisis severa social y económica que se ha agudizado con la pandemia.

“Apoyamos al pueblo cubano y su clamor por la libertad y el alivio del trágico control de la pandemia y de las décadas de represión y sufrimiento económico a las que ha sido sometido por el régimen autoritario de Cuba”, dijo Biden en una declaración escrita.

“El pueblo cubano está haciendo valer derechos fundamentales y universales. Esos derechos, incluido el derecho a la protesta pacífica y el derecho a determinar libremente su propio futuro, deben respetarse. Estados Unidos hace un llamado al régimen cubano para que escuche a su pueblo y atienda sus necesidades en este momento vital en lugar de enriquecerse”, afirmó.

Lea también: Congresistas y cubanos en Estados Unidos se solidarizan con las protestas en Cuba

Los cubanos en las calles corearon el domingo “Somos más” y “No tenemos miedo”. También se escuchó la frase “Patria y Vida”, en alusión a la canción así titulada en la que participan varios artistas cubanos que residen dentro y fuera de la isla y que pide cambios políticos en un país donde está vigente el sistema socialista. Pidieron desde “libertad” hasta “vacunas” para combatir la pandemia que está dejando decenas de muertos a diario.

El presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, salió a la calle y convocó a sus simpatizantes a hacerle frente a las protestas pacíficas el domingo. Contramarchas de seguidores del gobierno y un fuerte despliegue policial y de tropas especiales para reprimir disturbios quedaron grabadas en videos que circularon por las redes posteados por los participantes en las manifestaciones.

En Cuba el único partido legal es el comunista y las protestas no son legales. Por décadas el gobierno comunista ha catalogado de “mercenarios” a los que disienten, estén dentro o fuera de la isla.

Díaz-Canel y sus simpatizantes sostienen que “la calle es de los revolucionarios”, en alusión a la revolución liderada por Fidel Castro en 1959.

“La orden de combate está dada, a la calle los revolucionarios”, dijo Díaz-Canel en la televisión estatal el domingo.

Lea también: “No más represión”: Amnistía Internacional al gobierno de Cuba

Cuba ha culpado por más de seis décadas a Estados Unidos de sus problemas, argumentando que el embargo comercial es responsable de la severa crisis económica que ha padecido por más de medio siglo. Sin embargo, los oponentes sostienen que la mala administración, la corrupción y fallas del socialismo son los causantes de los problemas que agobian a los cubanos.

Durante su campaña presidencial, Biden dijo que revertiría las medidas tomadas por su antecesor, el presidente Donald Trump, que profundizó los mecanismos de presión contra la isla, pero recientemente la Casa Blanca votó en contra de la resolución para poner fin al embargo que cada año La Habana lleva  a las Naciones Unidas.

Durante el gobierno de Barack Obama, cuando Biden era vicepresidente, la delegación de Estados Unidos ante la ONU se abstuvo en la votación de la resolución cubana contra el embargo, por primera vez más de dos décadas.

Redacción: Voz de América.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here