Honduras y El Salvador piden a EE.UU. extender TPS

B74D5673-3E8F-4B27-B643-E82959831D74_cx0_cy3_cw0_w1023_r1_s

El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, y el vicepresidente de El Salvador, Óscar Ortiz, dijeron el jueves haber solicitado formalmente la extensión del Estatus de Protección Temporal a los ciudadanos de sus países que residen en Estados Unidos.

La petición, presentada por escrito al gobierno de Donald Trump y verbalmente al vicepresidente estadounidense, Mike Pence, tuvo lugar en el marco de la Conferencia sobre la Prosperidad y la Seguridad en Centroamérica que se desarrolla en Miami, en los que se abordan temas sobre desarrollo, migración y seguridad en el Triángulo Norte centroamericano.

Los permisos migratorios especiales fueron concedidos a los hondureños, tras el paso del devastador huracán Mitch por ese país en 1999, y a los salvadoreños en 2001, tras una serie de terremotos que sacudieron ese país en un lapso de dos meses.

Los permisos han sido renovados casi automáticamente desde entonces por los gobiernos anteriores de George W. Bush y Barack Obama, pero el gobierno de Trump ha dado muestras de querer frenar el programa.

La fecha de expiración de los TPS para hondureños y salvadoreños es enero y marzo de 2018, respectivamente. Unos 57.000 hondureños y 263.000 salvadoreños se han acogido a ese programa.

“Reconocemos que es una decisión soberana de EE.UU., pero le aseguro que esas personas migrantes aún con un estatus temporal, son de lo mejor que puede tener este país, con empleos y con sus familias”, dijo el presidente Hernández al hacer el anuncio de la petición.

Por su parte el vicepresidente salvadoreño, dijo que aunque todavía queda tiempo, es “necesario actuar rápido” para construir una estrategia conjunta que evite impactar negativamente al Triángulo del Norte.

El secretario de Estado, Rex Tillerson, que estuvo presente en la Conferencia y en las reuniones con el vicepresidente Pence, dijo que el Departamento de Estado solo puede ofrecer “aportes” en esa toma de decisión, que en realidad le corresponde al Departamento de Seguridad Nacional, dirigido por John Kelly.

Hasta ahora los TPS han sido renovados por un período de 18 meses, pero el mes pasado, los TPS de los haitianos fueron extendidos por solo seis meses.

Desaparece el DAPA

Paralelamente, el secretario de Seguridad Nacional, John Kelly, otro de los presentes en la reunión de Miami, revocó formalmente el jueves el programa creado por su predecesor que protegía de la deportación a los inmigrantes que fueran padres de ciudadanos estadounidenses o de residentes legales.

La medida coincidió también con el quinto aniversario del DACA, que protege a cientos de miles de jóvenes inmigrantes que llegaron en su infancia a Estados Unidos, de ser deportados.