Cámara de Representantes de EE.UU. enviará «lo antes posible» cargo contra Trump al Senado

Cámara de Representantes de EE.UU. enviará «lo antes posible» cargo contra Trump al Senado

Una semana después de que partidarios del presidente Donald Trump irrumpieron en el Capitolio de Estados Unidos, la Cámara de Representantes de Estados Unidos debate este miércoles los argumentos para acusar al presidente por su supuesto rol en lo que ha sido catalogado como un asalto a la democracia estadounidense que dejó cinco muertos.

La Cámara espera someter este mismo día a votación un único artículo de juicio político a Trump: “incitación de insurrección”.

La Cámara de Representantes planea enviar sus artículos de juicio político al Senado «lo más pronto posible», dijo el miércoles el segundo demócrata de más rango en Cámara, Steny Hoyer.

«No hay ninguna razón por la que no podamos enviarlo esta semana (…) Tenemos la intención de hacer eso», dijo a MSNBC en una entrevista, citando discusiones con la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Pelosi también nombró ya a los nueve gerentes que presentarán el caso de la Cámara durante el juicio en el Senado.

«Estamos debatiendo esta medida histórica en la escena del crimen», dijo el representante Jim McGovern, demócrata de Massachusetts.

Por su lado, el representante republicano de Missouri, Jason Smith, calificó el proceso de juicio político como «imprudente» e instó a los legisladores a poner «a las personas antes que a la política».

«El presidente Trump se irá en siete días. Tratemos de sanar a esta nación. Escuchemos al pueblo estadounidense (…) Trabajemos para la gente. Este país está sufriendo. La gente está sufriendo. Nuestros compañeros están sufriendo. Este es un juicio político imprudente. Esto solo traerá el odio más que nunca. Tengamos una conciencia. Pongamos a la gente antes que a la política. Unifiquemos a este país», dijo Smith.

McGovern dijo, por su lado, que los disturbios en el Capitolio de Estados Unidos no habrían sucedido «si no hubiera sido por el ocupante de la Casa Blanca», aludiendo a Trump.

Al menos cinco republicanos han dicho que se unirían a los demócratas para acusar a Trump por segunda vez, solo siete días antes de que deje el cargo y el presidente electo Joe Biden preste juramento el 20 de enero. Un voto de la mayoría de la Cámara para destituir desencadenaría un juicio en el Senado todavía controlado por los republicanos, aunque no estaba claro si dicho juicio se llevaría a cabo a tiempo para expulsar a Trump de la Casa Blanca.

Washington está en alerta máxima después de los disturbios y falta una semana para que culmine el mandato de Trump. Se planeó que miles de miembros de las tropas de la Guardia Nacional estuvieran disponibles. Incluso el miércoles el Capitolio estaba custodiado.

La Cámara inició su sesión poco después de las 9 a.m. (hora local), justo en el sitio que fue objeto del asalto la pasada semana. Los demócratas avanzaron en sus propósitos después de que el vicepresidente Mike Pence rechazara un esfuerzo para persuadirlo de que invocara la 25a Enmienda de la Constitución de Estados Unidos en el intento por destituir a Trump.

«No creo que ese curso de acción sea en el mejor interés de nuestra nación o sea consistente con nuestra Constitución», dijo Pence en una carta el martes por la noche a la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Pero pese a la carta, la Cámara aprobó una resolución el martes por la noche pidiendo formalmente a Pence que actúe. La votación final fue 223-205 a favor.

Redacción: Voz de América.